viernes, 18 de octubre de 2013

Viernes dando la nota: un poco de magia


Mi hijo insiste que su hermana estaba con él en mi barriga, que el salió antes y ella se quedó más tiempo (como dos años y cuatro meses, un embarazo de elefanta vamos). Me hace mucha gracia porque Ángela nació a los tres años clavados de ser engendrado su hermano.
A veces cuando me quito la capa de escepticismo y me pongo la de mago Merlín pienso que quizás, quien sabe, Ángela aguardó su momento tres años más tarde.
No es la primera vez que insiste que no estaba solo en mi barriga, probablemente en alguna ocasión me haya escuchado explicar que fueron dos embriones los que me pusieron y que se quedó él, y Gabriel que siempre va con la parabólica de incógnito, se haya quedado con la copla.
Últimamente me siento un poco como la madre de Tu mentira más dulce. Intento hacer de su concepción un relato mágico. Le explico que su padre y yo queríamos tener un bebé pero que por más que lo buscábamos, no venía.  ¿Y dónde estaba? ¿Estaba escondido?
Más o menos.
Así que sigo endulzando el relato, le digo que un médico que en realidad era un mago con una bata blanca, cogió una pizquita de mamá y otra de papá, lo mezcló en un vasito y salió él, más pequeño que un granito de arroz y que luego, me lo metió en la barriga hasta que se convirtió en un bebé.

¡Ah es verdad! ¡Yo me acuerdo del ruido!¿Ruido? ¿Qué ruido? Siiiii el de la cucharilla al mezclarlo. 
Me río a carcajadas, ahora entiendo porque a mi niño le gusta tanto el cola-cao, a mi pequeña gominola le echaron una pizquita en la probeta, por eso huele y sabe a vainilla y a azúcar.
Bueno y luego, le he contado la versión oficial de como se fabrican los niños, no vaya a ser que se le cachodeen los amigos. Muy de ciencias naturales, no sé si lo habrá captado pero bueno, convencido se ha quedado...
Os dejo con Merlin´s hat de Caroline Dale.
Para participar en los viernes dando la nota haz click aquí

12 comentarios:

María Isabel dijo...

¡Qué música tan relajante nos pones últimamente!
Me ha gustado mucho, y aún más lo de la cucharilla y el cola-cao :-)
Un beso muy grande!

Angie dijo...

Me encanta lo que cuentas :)

José María Ruiz Garrido dijo...

Genial tu 'relato', me ha encantado. No sé si a los míos les contaremos esa historia cuando llegue el momento, o ya no tendrá ninguna importancia, quién sabe?

Saludos

Adriana Db dijo...

Me encanto tu relato que risa, jejeje.
La musica es bastante relajante no esta mal.
Feliz VDLN.

Conxi dijo...

José María no sabía que los tuyos tb eran de colacao jajaajja.

Conxi dijo...

José María no sabía que los tuyos tb eran de colacao jajaajja.

Lourdes L. dijo...

Genial tu versión de los hechos jajaja. Los niños y sus ocurrencias :-)
Besotes

Saseta Verónica dijo...

Oye, pues es una historia preciosa Conxi! Y tiene un toque "magico"... Quizás ese segundo granito de arroz esperó tres años para decidirse a germinar y el pequeño tiene razón...

La canción no la puedo oír, es lo que tiene leer desde el móvil. Que a veces no me deja ver ciertos vídeos.

Una historia preciosa. Un besote!

Feliz finde!

mientrasleo dijo...

La verdad es que los niños son geniales. Me pasma la imaginación que tienen para elaborar teorías
Besos

manoli ortiz dijo...

bonita canción, no la conocia. Por cierto no sabia que tenias un blog de lectura, tendre que echarle mas de un vistazo.

besos

Conxi dijo...

Ui manolo lo tengo muy abandonado el de lectura seguramente lo cierre y lo haga todo aqui

Circecup dijo...

Me acuerdo del ruido de la cucharilla al mezclarlo... Jajajaja.... Imponente!! Muy guay guapa, tienen una supermamá cuenta cuentos... Se percibe un deje "Eva luna" de lo más tierno y fantástico...